Buen cine hecho con pocos recursos

0
1218

Calella estrena el primer festival de films ‘low-cost’, que quiere ser un referente

Los premios se complementan con talleres y ciclos

Presentación de la primera edición del Calella Fim Festival con los responsables y la alcaldesa, Montserrat Candini y el regidor de Cultura Xavier Arnijas.

TERESA MÁRQUEZ – CALELLA

La vinculación de Calella con el cine no es nueva. El veterano y consolidado “Festimatge”, las recordadas y añoradas proyecciones en la Sala Mozart o el rodaje reciente de 100 metros con Dani Rovira como protagonista son algunos de los ejemplos que muestran que la ciudad y el séptimo arte han tenido una relación provechosa. Por lo tanto, la propuesta de la Asociación Rosebud de Amantes del Cine, con el apoyo explícito del Ayuntamiento y de la Asociación Turística de Calella (ATC), de poner en marcha la primera edición del Calella Film Festival llega en un momento dulce. El festival pretende ser el escaparate, y llegar a convertirse en todo un referente, de los buenos films hechos por directores con talento pero con pocos recursos y que, desgraciadamente, no pueden competir en igualdad de condiciones con las producciones que no tienen problemas de liquidez. El certamen, tal como ha recordado el director del festival, Jonathan Ruiz, tendrá tres secciones competitivas. “Hemos recibido más de un centenar de films para la sección principal del Low Cost, de las cuales se  ha hecho una selección que se proyectará en la Sala Mozart, en el antiguo Ayuntamiento y en el chiringuito Xiri9 de la playa”, expone. Las dos otras categorías corresponden a los premios Rosebud, donde competirán aquellos films que no han sido seleccionados en el Low Cost, y el Límite 48 Horas, donde, como su nombre indica, se pueden presentar cortometrajes grabados y editados en sólo dos días. El 13 de julio se anunciarán las pautas para participar y el día 15 se tendrá que entregar el film al jurado.

El programa del festival va más allá y también incluye talleres de iniciación al cine, clases de cine para espectadores, una fiesta zombi, proyecciones de películas al aire libre y también varios ciclos que pretenden atraer el mayor número de espectadores con títulos como los ya clásicos Regreso al futuro o Gremlins, o el innegable guiño por la época del año y para un destino turístico cómo es Calella, que se hará con el pase de Tiburón en la playa.

Fuente: El punt avui

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here